domingo, 20 de noviembre de 2011

Una noche con Roxette en Barcelona

"The night is so pretty is so Young", con esta pequeña estrofa  de “Sleeping in my car”  podríamos ejemplificar lo que se vivió anoche en la montaña  mágica de Montjuïc.  Barcelona vibró, se estremeció, se deleitó y se entusiasmó ante el regreso a los escenarios de una de las bandas míticas de los 90.  Roxette, todo un clásico de la música pop aterrizaba en la ciudad condal  tras su abrumador  triunfo en el  pabellón Vistalegre de Madrid ante 11.000 personas. El grupo volvía a  pisar los escenarios  tras 10 años de sequia con el pretexto inicial de la presentación de su último  y poco promocionado disco “Charm School” publicado a mediados de marzo , pero fundamentalmente para regalar  a sus fans la oportunidad de celebrar con ellos los 25 años de vida de la formación sueca.   


Es cierto que no llenaron el  aforo, pero decir esto sería alterar la realidad , pues hay que puntualizar y recordar que la idea prevista era la de tocar en recintos de dimensiones reducidas, pero la inevitable aceptación y expectación generada desde el anuncio de su vuelta a las carreteras, provocó una reacción en cadena de los fans para obtener alguna entrada; por lo que el primer escenario previsto se les quedó pequeño y tuvieron que buscar un nuevo recinto para el show, pasando del club Sant Jordi a todo un Palau Sant Jordi, !como en sus buenos tiempos!.  Todo un honor y un triunfo de buenas a primera para ellos.


El célebre dúo sueco Roxette, integrado por los emblemáticos Per Gessle y Marie fredriksson herederos directos de Abba, no defraudó  al público en ningún instante pues ofreció  aquello que se esperaba de ellos. Un show clásico lleno de intensas canciones, tiernas baladas, frescura y continua empatía con el público, logrando qur nos transportáramos  en poco menos de 2 horas a nuestra entrañable y perdida juventud . El Sant Jordi quedó impregnado por momentos en un manto  lleno de encanto y nostalgia, habíamos subido a la peculiar máquina del tiempo donde Per y Marie tenían en mente evocarnos en todo lo posible la esencia de sus épocas doradas y para ello nada mejor que cocinar la receta perfecta, desplegar su interminable colección de éxitos  y regalarnos una noche para recordar y  guardarla para  siempre en nuestras memorias. “Dressed for Succes” y “Sleeping in my car” fueron las canciones seleccionadas para dar el pistoletazo de salida  a tan esperado show para el delirio de sus fans.


Durante el concierto no dejaron de sonar dos de las piezas emblemáticas del dúo , por un lado el jaleado “The look”  que en su momento les abrió  el mercado americano y  por otro “It must have  been love”  en una versión donde  se contó con la ayuda inestimable  de  todos los ahí presentes lo que provoco más de un suspiro y anhelo colectivo.  Esta balada corresponde al film “Pretty Woman que fue la que les puso en bandeja el mercado internacional, consiguiendo el espaldarazo definitivo  para que se convirtieran en uno de los  grupos referentes del panorama mundial musical llegando a vender la friolera de 75 millones de discos y recopilando  cientos de distinciones y galardones.  Todo iba que ni pintado  en la carrera tan fructífera de Roxette, pero de repente  todo dió un giro inesperado y sombrío ante la detección del Tumor cerebral de Marie, lo que la mantuvo retirada un largo tiempo.  Ella en todo un ejercicio de tenacidad, tesón y  fuerza de voluntad  salió adelante  demostrando  a  todo el mundo que la vida está  hecha para los sufridores y luchadores que realmente tengan ganas de  vivir, "que querer es poder". Sin duda todo un ejemplo a seguir y de gran admiración. Quizás el tumor nos arrancó algo de garra de antaño de Marie, pero ello queda atenuado  ante la fuerza vocal y entrega que desata la cantante en cada uno de los conciertos. Barcelona  agradecida no olvida los detalles de la vida y estaba entregada a Marie, y ella a sus fans dándolo todo y dejando   su fondo en cada una de sus canciones  transmitiendo su genio con su portentosa voz cada una de las melodías que sonaban .


La noche deparaba sorpresas y si en Madrid tocaron los acordes de la “festiva y española”  Paquito el chocolatero (ver para creer) aquí la elección fue mejor recibida  pues sonó con fuerza  a los cuatro vientos el inconfundible  himno del Barça todo ello con la correspondiente camiseta del actual campeón de Europa en el cuerpo de Marie, sin duda  todo un guiño a la ciudad condal y al buen gusto futbolístico de los suecos que profesan del futbol de auténtico quilate,  ¿el efecto Ibra? sin duda tiene mucho que ver. La conexión  con el público era total  y no se desconectó hasta el  final del concierto.


El pop, el rock , las baladas  y las versiones acústicas iban  desempolvando cada uno de sus Hits: "Listen to your heart", "Dangerous, "crash boom bang", "Fading like a Flower", "she´s got nothing on", "only when a dreams", "whish i could i fly", para  finalizar con un acústico "Church of your heart" fueron algunos de los  temas con los que obsequiaron a los presentes. Un repertorio  equilibrado por partes iguales,  por un lado la parte mas enérgica encarnada por Per y por otra, aquella mas romántica que hilvanaba  Marie con precisión recordando en cada melodía y punteo de guitarra sus mejores años con un concierto cargado de clásicos y viejas  glorias.   Una noche repleta de magia, añoranza, nostalgia... cualquier adjetivo es poco pero  todos los que  asistimos nos  fuimos con la alegría de  reencontrarnos con Roxette.



Hasta mi próximo post te dejo con el nuevo y pegadizo vídeo de Roxette




3 comentarios:

bonitomundodecolor dijo...

¡Hola! Yo también estuve en “El Palau Sant Jordi”. No sé el porqué, pero profeso una gran sintonía con el dúo sueco Marie Fredriksson y Per Gessle, formándose en mí una conexión emocional que no se explicar, ¿será porque han tardado diez años en volver con sus “hits”, de mi juventud?, ¿será el hecho de hacerme vibrar con las notas del guitarrista solista, el himno del Barça?. . . ¿será por ir vestida con la camiseta blaugrana?. . . ¿será por “Joyride”, “Spending my time” y “Listen to your heart”? , no lo sé McFly, dímelo tú . ¡Hasta pronto! ; - ))

Iñigo dijo...

Que bonita crónica del concierto en Barcelona. También estuve yo y sinceramente vibré, tenía tantas ganas de verles en directo, de ver a Marie, que mujer, qué fuerza, me puso los pelos de punta. Gracias por compartir esta historia, me ha encantado!

Anónimo dijo...

Chapeau!!!! pero un inciso.. "Have a nice day" es un disco del grupo, no una canción, como indicas en la lista...

...., "she´s got nothing on", "only when a dreams", "have a nice day", "...

Y el concierto BRUTAL!!!